Coro Cervantes

Nuestro Director

Filomúsica (01/11/2003)
Ignacio Deleyto Alcalá

NUEVO DISCO DEL CORO CERVANTES

Para su segundo disco el Coro Cervantes dirigido por Carlos Fernández Aransay ha elegido un programa de música sacra de compositores españoles del siglo XX. Como en el anterior registro "O Crux", las obras son breves, la diversidad de estilos asegura una escucha entretenida y muchas de las obras reciben su primera grabación mundial por lo que serán nuevas para el oyente.

Con el fin de ofrecer una panorámica lo más amplia posible, la plantilla de compositores es extensa: desde nombres consagrados como Joaquín Rodrigo, Federico Mompou, Jesús Guridi o Xavier Montsalvatge a otros menos conocidos como Nemesio Otaño, Fernando Ramacha o José Antonio Donostia. También hay lugar para autores en activo como Antón García Abril, Javier Busto o César Cano y doble representación de la saga familiar de los Halffter (tío y sobrino). De hecho, el disco toma su título, “Oratio”, de la obra de Ernesto Halffter, alumno de Falla y Ravel y autor de la popular Sinfonietta. La pieza, una plegaria musical in crescendo, para bajo, contralto y coro tiene momentos de gran intensidad.

Para cerrar el círculo, no podía faltar la música de algún compositor latinoamericano que a su modo simbolizara los lazos de unión lingüística y cultural entre la vieja España y el Nuevo Continente ya que -como se encarga de recordarnos Aransay en sus notas interiores- muchos compositores españoles buscaron refugio en América Latina. El argentino Alberto Ginastera, hizo lo propio en Estados Unidos a donde se fue a vivir en 1945 después de abandonar la Argentina peronista. Es precisamente su Hieremiae prophetae lamentationes la encargada de abrir el programa. Al contrario que muchas de las obras de este disco que destilan sencillez y amabilidad, esta imponente pieza de Ginastera en tres movimientos se rodea de una atmósfera de inquietud en la que lo mismo aparece la agresividad y la tensión del primer movimiento -de gran efecto teatral- que el inicial recogimiento y posterior ansiedad del último. Precisión, flexibilidad y perfecta conjunción de las voces son características del Coro Cervantes que ofrece una lectura llena de claroscuros.

En este año que se cumplen treinta años de la muerte en tierras americanas del violonchelista y director catalán, Pau Casals, un auténtico símbolo de compromiso político en un músico, resulta muy apropiado rendirle homenaje en su faceta de compositor con su breve motete, O vos Omnes, de corte tradicionalista que no renuncia, sin embargo, a amplias y evocadoras sonoridades. De igual belleza es el delicioso Tantum Ergo para coro y órgano de Guridi o el contemplativo Ave Maria de Joaquín Rodrigo a medio camino entre el canto y la oración, con cierto toque tenebrista. Hermoso final con una invocación a la Virgen que queda como suspendida en el aire. A lo largo de todo el disco, el Coro Cervantes muestra seguridad y transparencia, admirable equilibrio, justa dosis de expresividad y ejemplar fraseo.

No podemos terminar este comentario sin recomendar encarecidamente las dos piezas solistas para órgano interpretadas con efusividad por Charles Matthews. Jesús Guridi firma la primera de ellas, Final para Gran órgano, un impresionante y ampuloso torso para órgano que recuerda a la popular Toccata de Widor. La segunda, Aureola para una imagen de Ramón Amadeu de Xavier Montsalvatge, es una obra impactante, de amplios recursos y con una sección intermedia de afiladas aristas. Sensacional el sonido de este instrumento ubicado en la Iglesia de St Jude, a las afueras de Londres, donde se grabó el disco la pasada primavera.

Con este nuevo título discográfico de repertorio infrecuente que da un repaso a nuestra tradición coral más reciente, el Coro Cervantes no hace sino confirmar las buenas expectativas creadas en el primero. Ahora, tenemos curiosidad por oírles afrontar algunas de las grandes obras polifónicas españolas donde rivalizarían con otras formaciones corales de primera fila.

www.filomusica.com/oratio.html